BIENVENID@S

En este blog encontrarás reseñas de películas de cine europeo realizado desde principio de los 60 a finales de los 80.
Cine de culto, de género, de bajo presupuesto, cine de barrio y de doble sesión, solo editado en la mayoría de los casos en vhs o visto en emisiones antiguas de televisión.
Un fuerte abrazo y se bienvenid@ a UN GATO EN EL CEREBRO

Todas las reseñas están escritas por Robert Garcia.

No dejes de visitar la GIALLOTECA

sábado, 26 de marzo de 2016

LSD, EL SEXO DE LOS ÁNGELES


TITULO ORIGINAL: Il sesso degli angeli
TITULO EN ESPAÑA: LSD, el sexo de los ángeles
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1968
DIRECTOR: Ugo Liberatore
REPARTO: Bernard De Vries, Rosemary Dexter, Doris Kunstmann, Laura Troschel, Giovanni Petrucci, Efisio Cabras, Brizio Montinaro

SINOPSIS: Tres jóvenes amigas planean un viaje en barco que les llevara durante tres días desde Venecia hasta la costa de Yugoslavia. Pero sus planes no se quedan en eso, ya que se llevaran con ellas a un chico estudiante de medicina. El motivo principal de la escapada es probar todos juntos y por primera vez el LSD.

COMENTARIO: Co-producción entre Italia y Alemania, y opera prima como director del reputado guionista Ugo Liberatore. El reparto es escaso ya que la trama se centra muy pronto en cuatro personajes principales, el joven estudiante de medicina es Bernard De Vries, actor de escaso historial a finales de los sesenta, y las tres chicas interpretadas por Rosemary Dexter, Doris Kunstmann y Laura Troschel. A la primera la pudimos ver por ejemplo en El ojo del laberinto (Mario Caiano, 1972), a la segunda en 4 moscas sobre terciopelo gris (Dario Argento, 1971), y la tercera es la que tiene un currículo más amplio, y aunque este estuvo centrado en el terreno de la televisión la podemos ver en algún título conocido como Funny Games (Michael Haneke, 1997).

La trama, como ocurre con tantos títulos del cine europeo de aquellos años, nos muestra las andanzas de una serie de personajes burgueses, a los que les sobra el dinero, que piensan que pueden llevar a cabo todos sus sueños y antojos. Tres chicas raptan, con el uso de sus encantos, a un joven estudiante al que llevan de viaje de fin de semana. Poco a poco iremos viendo las intenciones del trio, que no es otro que el probar por primera vez el LSD.

Como imaginan que tras la ingesta de la droga no recordaran nada, dejan grabando una cinta magnética para luego poder oír lo ocurrido durante su encierro en el camarote de la embarcación donde se desarrolla casi la totalidad de la historia. Como en otros títulos de Liberatore, se nos muestran playas, puertos, lagos y mar como lugares elegidos para la trama.

Las consecuencias serán nefastas para uno de los personajes, y el final, viendo la aptitud del resto de involucrados en el asunto, me dejo un poco perplejo, ya que probablemente podrían haber hecho mucho más para que esto no acabara como acaba, dejándome la sensación de que el motivo de la excursión no era solo probar la droga, sino llevar a cabo lo que realmente ocurre.

En la cinta no falta la carga erótica con desnudos, aunque casi siempre nos tapa algo la completa visión de los cuerpos,  así como alguna escena que nos hace pensar que alguna de las chicas gusta del sexo tanto con hombres como con mujeres. Más que mostrarnos nos dejan intuir, claro que estamos aún a finales de los 60. En nuestro país, la película fue editada en vídeo muchos años después de su estreno en tierras italianas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada