BIENVENID@S

En este blog encontrarás reseñas de películas de cine europeo realizado desde principio de los 60 a finales de los 80.
Cine de culto, de género, de bajo presupuesto, cine de barrio y de doble sesión, solo editado en la mayoría de los casos en vhs o visto en emisiones antiguas de televisión.
Un fuerte abrazo y se bienvenid@ a UN GATO EN EL CEREBRO

Todas las reseñas están escritas por Robert Garcia.

No dejes de visitar la GIALLOTECA

miércoles, 6 de mayo de 2015

PÁNICO EN LA ISLA


TITULO ORIGINAL: Ta paidia tou Diavolou
TITULO EN ESPAÑA: Pánico en la isla
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1976
DIRECTOR: Nico Mastorakis
REPARTO: Robert Behling, Jane Lyle, Jessica Dublin, Gerard Gonalons, Jannice McConnell, Ray Richardson, Marios Tartas, Efi Bani

SINOPSIS: Una pareja británica acude a pasar sus vacaciones a una pequeña isla griega llamada Mikonos. Se trata de un sitio ideal, soleado, repleto de iglesias, donde todo es tranquilidad y donde nunca ocurre nada malo… hasta ahora.

COMENTARIO: Nico Mastorakis nacía en Atenas, Grecia, el 28 de abril de 1941. A finales de los sesenta empezaba a trabajar en el cine, y tras un puñado de papeles como actor, acometía su opera prima en la dirección a principios de los setenta. Sus títulos más conocidos son Cita ciega (1984), The Zero Boys (1986) y El viento (1986), pero sin duda y con el tiempo, la película por la que será recordado es por esta Pánico en la isla.

Y es que este título, fue censurado salvajemente en su momento en muchos países. No es de extrañar, se trata de una película realizada en 1976 y con un contenido que recoge todo lo que en una explotación queremos encontrar. La trama es muy simple, una pareja llega de vacaciones  a una pequeña isla, allí y siguiendo sus propias leyes morales empezaran a asesinar a todo aquel que no cumpla con lo que ellos piensan que es justo.

A lo largo de los más de cien minutos que dura la película, encontraremos muchas escenas de sexo en todas sus vertientes: sexo heterosexual, gay y lésbico, lluvia dorada, sexo con animales, violaciones tanto a mujeres como a hombres… además de voyerismo, consumo de drogas, hippies, referencias continuas al cristianismo, tortura… todo ello combinado con escenas de violencia extrema y asesinatos brutales.

Vamos, que no es un plato apto para cualquier comensal. Ni que decir tiene que hay muchas películas más bestias que Pánico en la isla, pero aunque no sea la película más burra de la historia, deberían abstenerse de verla aquellos y aquellas que tengan poco estomago. Que quieren que les diga, a mi me encanta. Véanla bajo su responsabilidad.

La banda sonora es otro de los puntos de interés, un contraste fabuloso con las imágenes y escenas. En nuestro país, la película fue editada en vídeo, siendo una cinta muy apreciada por los coleccionistas, y no solo por los españoles. Como curiosidad, al buscar información del film, veo que hasta tiene una página web dedicada a ella.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada