BIENVENID@S

En este blog encontrarás reseñas de películas de cine europeo realizado desde principio de los 60 a finales de los 80.
Cine de culto, de género, de bajo presupuesto, cine de barrio y de doble sesión, solo editado en la mayoría de los casos en vhs o visto en emisiones antiguas de televisión.
Un fuerte abrazo y se bienvenid@ a UN GATO EN EL CEREBRO

Todas las reseñas están escritas por Robert Garcia.

No dejes de visitar la GIALLOTECA

viernes, 27 de noviembre de 2015

EL HIJO DEL ZORRO


TITULO ORIGINAL: Il figlio di Zorro
TITULO EN ESPAÑA: El hijo del Zorro
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1973
DIRECTOR: Gianfranco Baldanello
REPARTO: Alberto Dell´Acqua, William Berger, Fernando Sancho, Elisa Ramírez, Franco Fantasia, George Wang, Dada Gallotti

SINOPSIS: Méjico, en el mandato de Maximiliano de Austria. La aristocracia está asustada, por la aparición del hijo del Zorro; sustento de la rebelión y empeñado en acabar la revolución. El joven zorro deberá vencer a Don Herrera, alcalde de San Ramón.

COMENTARIO: Co-producción entre Italia y España dirigida por el artesano Gianfranco Baldanello. En el reparto destacan habituales del cinema-bis europeo como William Berger y Fernando Sancho, pero en el papel principal tenemos a Alberto Dell´Acqua, italiano que en esta y en otras de sus películas aparece en los títulos de crédito como Robert Widmark. A este actor lo podemos ver en muchos westerns, por ejemplo como uno de los hermanos en Siete pistolas para los Mac Gregor (1966) y Siete pistolas para los Mac Gregor (1967), ambas dirigidas por Franco Giraldi.

La acción nos traslada a México durante la época de la Revolución en el 1808. La zona principal de dicha Revolución está bajo los dominios del General Leblanch, cuyo brazo derecho es el Capitán Bardot, un tipo despiadado y con buen manejo de la espada.

Algunos caballeros del lugar, sin coraje y ambición se relacionan con los usurpadores, mientras otros dirigidos por Don José Herrera, alcalde de San Ramón, procuran entorpecer y oponerse a los franceses con los medios que disponen. El zorro, enmascarado del que nadie conoce su identidad, impedirá los deseos de venganza del Capitán Bardot.

Bonita película, que está realizada con pocos medios pero con imaginación, con escenas de acción y peleas bastante dignas, y con su pequeña dosis de humor, por tanto, ideal para pasar un buen rato sin esperar ninguna obra maestra.

sábado, 21 de noviembre de 2015

CONTRABANDO EN NÁPOLES


TITULO ORIGINAL: I ladri
TITULO EN ESPAÑA: Contrabando en Nápoles
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1959
DIRECTOR: Lucio Fulci
REPARTO: Totó, Giovanna Ralli, Armando Calvo, Giacomo Furia, Enzo Turco, Roberto De Simone, Juanjo Menéndez, Rafael Luis Calvo

SINOPSIS: El comisario Di Savio anda tras la pista de Joe, un tipo que ha dado un importante golpe en Estados Unidos, y ha ocultado el botín en botes de mermelada que hace llegar a Nápoles. No contaba con que Vincenzo y sus compañeros del muelle iban a descubrir tan sospechoso cargamento.

COMENTARIO: Evidentemente, más tarde o más temprano, Lucio Fulci tenía que acabar apareciendo en este blog, ya que sus aportes al cine tratado en estas páginas son muchos y variados. Cuando hablamos de el siempre nos acordamos de sus obras maestras dentro del horror, pero sus comienzos en esto del séptimo arte fueron en la comedia, escribiendo guiones y trabajando con su amigo Stefano Vanzina "Steno", normalmente en películas protagonizadas por el actor Totó, todo un capo dentro de este género. O por la pareja formada por Franco Franchi y Ciccio Ingrassia, con los que contó en bastantes películas.

Contrabando en Nápoles tiene su importancia en la carrera como director de Fulci, no obstante estamos ante su opera prima. Estamos ante una co-producción entre España e Italia, y en ella participa Totó en el papel del Comisario Di Sapio. En los títulos de crédito de la copia española se señala al genial actor como colaborador, aunque su papel es importante dentro de la trama. En el reparto destacan también los italianos Giovanna Ralli, Giacomo Furia, Enzo Turco, el puertorriqueño Armando Calvo, además de los nuestros; Juanjo Menéndez y Rafael Luis Calvo.

La trama es bien sencilla, un traficante vuelve a Italia y con el trae un botín de libras esterlinas ocultas en unos botes de mermelada. Su plan es sencillo, la mercancía está a nombre de otra persona, y cuando pasen unos días robara las cajas. Por casualidad otro descubre el cargamento y planea junto a su familia hacerse con el tesoro, pactando con el dueño del cargamento el ir al 50%. El lio y los enredos están servidos, con la policía siguiéndoles los talones, y la torpeza de la banda, formada por una guapa mujer, su torpe marido, el hermano guardacoches y el tío cleptómano.

La película no está entre las mejores de Lucio Fulci, pero tiene su encanto, sus momentos notables, y escenas muy simpáticas, y solo por ser del director romano ya merece la pena verla. En nuestro país fue estrenada en cines, además de vista en algún canal de televisión.

jueves, 12 de noviembre de 2015

BALADA DE UN PISTOLERO


TITULO ORIGINAL: Ballata per un pistolero
TITULO EN ESPAÑA: Balada de un pistolero
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1967
DIRECTOR: Alfio Caltabiano
REPARTO: Dragomir Bojanic, Angelo Infanti, Mario Novelli, Alfio Caltabiano, Dante Maggio, Monica Teuber, Giovanni Ivan Scratuglia

SINOPSIS: “El Bedoja”, un sanguinario bandolero, decide con los hombres de Chinchi, su hermano, dar un último golpe asaltando el banco de Allentown con el objetivo de retirarse de su vida de delincuencia. Pero desconoce que dos hombres, un veterano pistolero llamado Rocco y un joven cazador de recompensas de nombre Hud, le siguen los pasos por diferentes motivos y de forma separada, aunque al final decidirán unir sus esfuerzos para acabar con él.

COMENTARIO: Alfio Caltabiano (1932-2007) fue más famoso por su trabajo de actor que de director. En la interpretación intervino desde 1960 en casi una treintena de títulos, siendo un habitual del péplum en sus comienzos, pasando por la acción o el cine de aventuras, y haciendo papeles en varios eurowesterns, su último trabajo data de 1977, así que tuvo una carrera bastante corta en el cine.

Como director haría siete títulos entre 1967 y 1973, siendo esta Balada de un pistolero su opera prima. Del resto de su filmografía puedo destacar América rugiente (1969) y A Dios rogando y con los puños dando (1972). En el caso que nos ocupa estamos ante una co-producción entre Italia y Alemania, con un reparto en el que destacan el serbio de amplio historial Dragomir “Gidra” Bojanic (en los créditos como Antony Ghidra), el italiano Angelo Infanti, que no queda atrás en cuanto número de participaciones en películas, y el propio Alfio Caltabiano, que hace del bandolero “El Bedoja”.

Ya sabéis que la sombra de Sergio Leone en esto del western europeo fue muy alargada, y sus películas fueron copiadas hasta la saciedad con mayor o menor fortuna, estamos ante uno de esos casos. Desde la primera escena con una mula a la que no le gusta la violencia estamos viendo que la trama suena mucho a La muerte tenía un precio (1965), la trama nos presenta a dos pistoleros, uno joven y cazador de recompensas y uno más mayor, los dos buscan venganza, aunque tengan formas diferentes de ver las cosas, acabaran asociándose para poder acabar con el bandolero de turno y su banda.

Además a lo largo del metraje veremos otras escenas que nos recuerdan a la cinta de Leone. A mí la película me ha gustado, quizás alguna situación podría haberse realizado mejor y le sobre alguna escena cómica, como la de la mula corriendo tras oler la dinamita, pero contiene escenas potentes y bien planificadas, y aunque evidentemente no alcance el nivel del maestro Leone, el resultado es ameno y satisfactorio. Gustara a los seguidores del spaghetti-western.

sábado, 7 de noviembre de 2015

VÉRTIGO EN LA PISTA


TITULO ORIGINAL: Speed Driver
TITULO EN ESPAÑA: Vértigo en la pista
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1980
DIRECTOR: Stelvio Massi
REPARTO: Fabio Testi, Senta Berger, Francisco Rabal, Orazio Orlando, Luis Rivera, Manuel Zarzo, Romano Puppo

SINOPSIS: Un piloto de carreras ilegales llamado Rudi invierte todo el dinero que gana en intentar curar la adicción de su hermano a las drogas. Su habilidad llama la atención de un poderoso narcotraficante, que le convence de que compita para él, sin que Rudi conozca los vínculos con las drogas de su nuevo patrón. Cuando lo averigua, el corredor queda atrapado en una situación indeseable. Su hermano muere asesinado y él clama venganza.

COMENTARIO: Si en los década de los setenta fue el poliziesco donde más se movió el cineasta Stelvio Massi, en la siguiente comenzó con dos largometrajes ambientados en el mundo de los coches, las motos y las carreras. Speed cross y Vértigo en la pista tienen esos puntos en común, además ambas están protagonizadas por Fabio Testi. En el caso que nos ocupa estamos ante una co-producción entre España, Italia y Alemania, y en el reparto de ella hay que destacar a la austriaca Senta Berger, y a dos de nuestros actores más queridos, Francisco Rabal y Manuel Zarzo.

Lo mejor de la película son las continuas carreras protagonizadas por Testi, o por su doble. La cinta contiene muchas imágenes reales de carreras, no obstante en los títulos de crédito se puede leer lo siguiente: “Agradecemos la colaboración del EQUIPO ESPAÑOL DE FORMULA 1, y a su piloto EMILIO VILLOTA”.

Aparte de ellas, tenemos en la trama una historia de drogadicción, tráfico de estupefacientes, engaños, venganzas, y algún lio amoroso del personaje interpretado por Testi. Todo ocurre cuando Testi y su socio deciden dar el salto, y pasar de las carreras clandestinas con las que ya ganan una pasta, a competir en la Formula 1 con la ayuda de un patrón que usa los coches como tapadera para traficar con heroína.

El conjunto no está nada mal, la película resulta de lo más entretenida, con muy buenos momentos, y aunque se alarga hasta casi 105 minutos de metraje, no se hace pesada ni insoportable, además viene salpicada con una banda sonora a cargo de Stelvio Cipriani. Evidentemente no estamos ante una de las grandes películas sobre este tema, véase Grand Prix (John Frankenheimer, 1966) o Las 24 horas de Le Mans (Lee H. Katzin, 1971), pero si ante un título recomendable para quien guste de pasar un buen rato sin esperar una obra maestra.

lunes, 2 de noviembre de 2015

CORRUPCIÓN POLICIAL


TITULO ORIGINAL: Il poliziotto è marcio
TITULO EN ESPAÑA: Corrupción policial
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1974
DIRECTOR: Fernando Di Leo
REPARTO: Luc Merenda, Richard Conte, Delia Boccardo, Raymond Pellegrin, Gianni Santuccio, Vittorio Caprioli, Salvo Randone, Rosario Borelli, Monica Monet

SINOPSIS: Malacarne es un policía corrupto que se está enriqueciendo gracias a la mafia. El dinero fácil entra, hasta que un día decide cambiar y comenzar a combatir a aquellos que lo han estado enriqueciendo. Un cambio de postura que le puede costar la vida, pues comprobará en sus propias carnes que con los mafiosos no se juega.

COMENTARIO: Fernando Di Leo dirigió varios títulos en los sesenta, pero sin duda fue en la década siguiente donde empieza a soltar bombazos cinematográficos, un par de gialli como son Violación en las aulas (1969) y La bestia mata a sangre fría (1971), y la conocida como la trilogía del Milieu, formada por los poliziescos Milán calibre 9 (1972), Nuestro hombre en Milán (1972) y Secuestro de una mujer (1973) lo hacen estar sin duda entre mis directores favoritos.

A esas cinco perlas le seguirían La seducción (1973), una potente cinta erótica, y esta Corrupción policial al poco tiempo. El reparto lo encabeza Luc Merenda, pero también tenemos a otros habituales del cinema-bis italiano, como Richard Conte o Raymond Pellegrin.

La trama es sencilla, y el resultado sin ser tan potente como los títulos que la antecedieron es bastante digno. Merenda interpreta a un policía que se pone de moda tras realizar varias detenciones y evitar algún gran atraco, todos en el cuerpo están orgullosos de él, incluido su padre, que trabaja en una comisaria más tranquila. Sin embargo, pronto descubriremos que no todo es limpio en su personaje.

El título en español ya nos pone sobre la pista de lo que nos vamos a encontrar, y la historia se ira embruteciendo con el pasar de los minutos cuando nuestro protagonista tenga que involucrarse cada vez más con la mafia de turno. Lo mejor de la cinta son los últimos minutos, en los que hay varios crímenes y la típica venganza.

A lo largo del metraje no faltan las escenas propias del poliziesco, peleas, persecuciones brutales en coche y acción a raudales. En resumen, no es el mejor de los poliziescos que hizo el gran Di Leo, pero resulta amena e interesante. Recomendable para los fans del género.